BIOGRAFÍA


Fundado en 1985 por el maestro Libardo González, quien inspirado en los pueblos y veredas de éste bello país, bautizó su agrupación como BANDA MUSICAL EL SON DE ALLÁ, convencido de poder expresar mediante sus composiciones y su requinto las vivencias cotidianas de nuestro pueblo campesino.


Inicialmente Libardo invita a tres hermanos Enríquez del Rosal Cundinamarca, a formar parte de su proyecto musical; Juan en el tiple, Miguel en los bajos y Laurentino en la voz y guacharaca, logrando en cuatro años grabar tres sencillos y un Larga Duración con el sello de DISCOS FUENTES, imponiendo éxitos como La Feria de San Victorino, A Bailar Guasca, La del Pantalón de Cuero, Lo que más Quiero, El Consejito, entre otros.

En 1990 los hermanos Enríquez deciden retirarse del grupo y Libardo integra a dos de sus hermanos, Jorge en los bajos, Gilberto en el tiple y a Henry Mogollón en la voz y guacharaca, “quien se mantiene firme en el grupo hasta hoy día”. Con éstos nuevos integrantes, Libardo graba otro sencillo y un segundo Larga Duración bajo el mismo sello disquero, imponiendo éxitos como el Preferido, Feliz Diciembre, El Cabaret, Ilusiones Perdidas, entre otros. En 1995, después de cumplir compromisos musicales, Libardo decide entrar en receso « en cuanto a la carranga » y continuar con sus grupos de Vallenato y Norteño, y dedicarse también a compartir sus conocimientos musicales, enseñando a ejecutar el acordeón y el requinto.

Después de siete años de receso con EL SON DE ALLÁ, el maestro Libardo vuelve a retomar e integra a José Garzón en el tiple y Abel Cordero en los Bajos, con la continuación de Henry en la voz y guacharaca. Decide regrabar poco apoco « junto a otras canciones nuevas » todos sus temas, los cuales estaban descontinuados por falta de tecnología, pues se habían grabado en acetato y casette y la idea era ponerlos en vigencia, mejorándolos en cuanto a sonido e interpretación, pero eso sí, conservando su esencia y su estilo ORIGINAL de siempre, marcados desde sus primeras grabaciones.

En el año 2011, Abel se retira de la agrupación para ponerse al frente de su microempresa y en su remplazo ingresa Alexander Garzón, hijo de José, como el nuevo bajista del grupo.

Desde el año 2003 hasta el 2015, Libardo ha logrado poner en mano de sus seguidores 46 temas de su autoría y éste año celebra sus 30 años de vida artística con su Grupo querido EL SON DE ALLÁ.

 En sus más recientes composiciones ha logrado éxitos como: Mi Mujer Embejucada, El Cheverón, Me coge la Caña, Homenaje a la Suegra, Todo Rico, Mamá está Presa, La Mechua, Aléjate de Mí, entre otros.

Para el año 2016, Libardo realiza otro trabajo musical titulado BÁILALO Y GÓZALO el cual contiene 14 temas de su autoría con el fin de seguir deleitando a sus seguidores con su Requinto Mágico y sus composiciones.